Humedades.

El minutero de mis dedos se humedece por los poros de tu piel.

Tus labios calientes se encogen con el movimiento de saliva sobre nuestras lenguas vehementes en busca de los momentos que guardamos en los hierros de la cama.

Tus muslos fronterizos anticipan el estallido de una guerra perdida entre los lunares de tus brazos impacientes sobre mi espalda.

En tu habitación hay puntos inconexos entre el aire que se desprende a la hora de la siesta y mi búsqueda cuando me encuentras buceando en la excitación de tu pelo suspendido en un cielo que no entiende de horas a través de tus piernas, ni de obviedades tan amplias como tu suspiración cerca de mi oreja y mi yo que te busca en cada esquina, en cada tejido y en cada curva de tu cuerpo.

525245_10151605849609110_1757620748_n

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (Sin votos aún)
Cargando…

Comentarios

Comentario

Sara Calviño

Diseño gráfico y poesía. Oporto.

4 Comments

  • Junio 8, 2013

    Cristina

    Sara, me encanta como escribes, llegas profundo.

    • Sara Calviño
      Junio 17, 2013

      Sara Calviño

      Hola Cristina, muchas gracias por tus palabras. La verdad, se agradece bastante que alguien se interese por lo que escribes…
      Me alegro mucho de que te llegue profundo pues eso es lo que intento con lo que escribo. Que llegue, que llegue a lo mas hondo…
      Un beso

  • Septiembre 29, 2013

    SPLC

    Sin duda alguna eres muchas cosas Sara.
    Rompes las telas de mis sentimientos.
    Es una pena en realidad que no sepas ni sabrás nunca quien soy.
    Todo es tan inconexo que llegamos a partirnos la crisma con solo pensar en dos palabras que nos salven de toda esta mierda.
    Un saludo Sara.
    PD: no busques, no encuentres, sigue creando.

    • saripusas
      Octubre 8, 2013

      saripusas

      No se me ocurren palabras para definir lo que siento ahora mismo al haber leído este comentario tan etéreo pero, tan parecido a mis sentimientos. Gracias.
      Y si, una gran pena que nunca llegue a saber quien eres.
      Es precioso. En serio, precioso lo que has escrito?…